miércoles, 26 de marzo de 2014

Ruta de senderismo: Las Nilsas de Neila

Preciosa ruta por la parte baja del circo de Rio Frío de Neila, complementaria a la de las grandes cumbres que mostramos hace algún tiempo.

Dificultad: Media.
Orientación (sin GPS con track o cartografía): Fácil
Belleza: Muy Alta
Tiempo y distancia: 4 horas (14 kilómetros)




Situación y acceso

El punto de partida de la ruta se sitúa en la pista Forestal de Río Frío. Para llegar a este punto desde Burgos tomaremos la carretera de Soria saliendo de la misma en el desvío de Salas de los Infantes. Desde ahí recorremos la veintena larga de kilómetros que nos separan de Quintanar de la Sierra. Desde aquí hemos de seguir las indicaciones para llegar hasta Neila, pasando por el puerto del Collado. Dejamos el pueblo atrás tomando la pista hacia Villavelayo. Unos 500 metros más adelante nace la pista que hacia la derecha asciende hacia el collado de Riofrío. Unos 3 km más adelante llegamos al collado pero seguimos ahora en descenso hasta que llegamos al siguiente cruce, justo junto al cauce del río Frío.

Puntos de interés

Pinares. Valles y cauce Río Frío. Barranco de Cuesta Arbejales. El Chorlón. Las Nilsas. Variedad forestal.

Descripción de la ruta

Dejamos el coche en este punto y empezamos a caminar con el río Frío a nuestra izquierda. Nos obstante pronto lo superamos gracias a un puente de cemento mientras sopesamos su cauce y el sonido del agua entre las piedras. Los pinos ocupan ambas laderas. Tras pasar junto a un manantial de tres caños volvemos a cruzar el río e inmediatamente llegamos al cartel explicativo de la ruta.

Es momento de salir de la pista ascendiendo por el sendero paralelo a un arroyo que baja por nuestra derecha. Los primeros metros son bastante duros, pero pronto la pendiente se suaviza. Podemos con ello apreciar mejor la riqueza botánica de este barranco del arroyo de cuesta Arbejales: robles, hayas, acebos e incluso abundantes tejos.

El precioso sendero asciende entre este bello paisaje, dejando el cauce normalmente a la derecha, aunque hay unos cuantos puentecitos que sirven para realzar el entorno. De pronto nos encontramos con el Chorlón, una pequeña pero preciosa cascada de unos 20 metros de altura en la que el agua desciende por la pulida roca.

Como si de un límite natural se tratara, a partir de la Cascada los pinos vuelven a hacerse con la situación. Pronto llegamos a una zona más despejada ocupada por un bucólico prado en la que ignoramos los arroyos que descienden por nuestra derecha. Seguimos orientándonos por la marcas de pintura hasta llegar junto a una pequeña cabaña, sobre la cual cruza la pista forestal de Peña Vicente.

Tomamos la misma hacia la izquierda y ascendemos suavemente. A nuestra izquierda crecen algunos de los pinos de mayor tamaño de todo el Espacio Natural de Neila. Pronto aparece bajo nosotros otra preciosa pradera natural, en cuyo centro se encuentra la casa del Dólar, un pequeño refugio. Bajamos hacia la misma siguiendo la pista, pero antes de alcanzarla, siguiendo la señalización y a la altura de una curva, tomamos el borroso sendero que asciende por una empinada ladera herbosa.

Estamos en el tramo más duro del recorrido, pues habremos de salvar unos 250 metros de desnivel en poco más de un kilómetro. El ascenso se realiza por una pequeña arista entre dos valles. Durante el mismo podemos sorprendernos con las peculiares obras de jardinería que hacen los rumiantes sobre los acebos, creando profusión de formas redondeadas y fusiformes. Poco después los pinos vuelven a ser dominadores y tras una S del sendero por fin la pendiente se suaviza, en el punto en el que empezamos a ver las paredes del pico Muñalba, que en esta época del año aún tienen algunos neveros.

Siguiendo siempre la señalización, el sendero desciende hacia el lado derecho y acaba desembocando en el paraje de la Nilsa Chica. Se trata de una maravillosa pradera de montaña, que asemeja los paisajes alpinos o pirenaicos. Es prácticamente llana y en la misma, en primavera, se encuentra numerosas charcas mientras que el suelo aparece parcialmente encharcado. Es lo poco que deja el sumidero de la Nilsa Chica, un sifón que absorbe la mayor parte del agua que desciende desde la laguna Oruga.

El sendero como tal no se interna en la pradera, sino que cruza el pequeño arroyo y continúa bordeando la ladera. No obstante merece la pena bordear la pradera hacia la montaña hasta dar primero con la Nilsa y luego con el impetuoso torrente que desciende por la ladera. Además así podremos tener una panorámica más completa de la pradera de la Nilsa.

Volvemos sobre nuestros pasos y retomamos la continuación del sendero. Nos internamos en una zona de pequeños pinos y luego giramos hacia la derecha buscando el siguiente valle. Tenemos la suerte de sorprender a un pequeño venado. El sendero se acerca poco a poco al sonido de un nuevo torrente, este más ruidoso. Se trata del mismo río Frío. Desembocamos así en una pradera similar a la anterior, que recibe el nombre de la Nilsa Grande, aunque a mí me pareció más llamativa la primera. Además aparentemente este arroyo no tiene un sumidero, pues conserva mucho caudal.

Tras cruzar el río como buenamente podamos debemos prestar más atención que nunca a las señales de pintura. El sendero es muy borroso en su transcurrir por un pinar algo deteriorado. Como referencia diremos que andamos paralelos al río Frío, pero alejándonos poco a poco del mismo y en suave descenso.

Si seguimos con cuidado las referencias llegaremos a una zona donde vuelve a crecer la hierba y los acebos. Por aquí el sendero se ve más fácilmente. De esta manera llegamos al Prado de Tabla Arobe. Aquí mismo termina una pista forestal que hemos de tomar en su descenso, por la parte más oriental de todo el circo de río Frío. Mientras bajamos rápidamente, entre pino y pino empezamos a ver algunos retorcidos y centenarios ejemplares de roble.

Tras un buen tramo se nos incorpora un camino que asciende desde nuestra izquierda. Giramos a la izquierda tomando el mismo y a la búsqueda del ya cercano Río Frío. Tras vadear el mismo lo seguimos en su descenso evitando un camino posterior que asciende hacia la izquierda. Por fin alcanzamos el borde del río y ya solo queda seguirlo acompañados de sus sonido hasta alcanzar el punto de partida.

Comentarios

La ruta coincide en buena medida con el sendero de pequeño recorrido PR-BU-205, que forma parte de la red de senderos del Parque Natural de las lagunas de Neila (más información aquí). Los añadidos vienen de iniciar la ruta algo antes de punto señalado y al explorar algo más el paraje de la Nilsa Chica.

Hay que tener en cuenta el tramo de unos 5 km que hay que hacer con el coche por una pista, pues caso de no ser posible la circulación con nuestro vehículo la ruta se alargaría considerablemente. Lo mejor es informarse previamente de su estado en la Casa del Parque de las Lagunas de Neila.

Imágenes de "El Chorlón" y las Nilsas.

Guarda este artículo como pdf e imprímelo cuando quieras

Track del recorrido (pulsa en el círculo verde para más información)

 

 
 
Vídeo con fotos del recorrido:
 

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Efectivamente, entre Neila y el Urbión. Muy bonita pradera alta de montaña. Y sí, se puede parecer a la zona pirenaica (por ejemplo, Gavarnie o Cauterets). O no me fijé en su día, o bien no se puede ver desde lo alto del Urbión o del Campiña. Habrá que informarse en la casa del parque, especialmente por ese tramo inicial en coche por pista. Buen artículo.

Montacedo dijo...

Gracias por el comentario. Efectivamente queda algo oculta. También hay que tener en cuenta que en los meses de verano pierde mucho pues aquí el sol pega con ganas.

chema dijo...

Acabamos de hacer la ruta tres amigos veteranos. Hemos disfrutado muchísimo con el paseo: vegetación (pinos tremendos, acebos, hayas, tejos. robles...) el agua. las praderas... Impresionante la Nilsa chica. Lo más durillo la subida desde la Casa del Dólar a la Nilsa chica. Y ni una sola persona.

Gracias, Montacedo, magníficas explicaciones. No te canses nunca.

Montacedo dijo...

Muchas gracias de verdad Chema por tus palabras. Cada vez son más las veces que me planteo si tienen sentido seguir con el blog y comentarios como el tuyo son lo que me ayudan a continuar (de todos maneras más pronto o más tarde habrás que terminar).

chema dijo...

Pues desde el respeto y la comprensión espero que sea mucho más tarde que pronto. Siempre comento a mis amigos veteranos lo laborioso que tiene que ser mantener tan actualizado tu blog. Muchos los apreciamos. ¡Ánimo!

Angel Olivares dijo...

He utilizado tu ruta y descripción. Muchas gracias por compartir tu trabajo. Tiene mucho mérito

Montacedo dijo...

Muchas gracias por el comentario, es importante para tener ánimos para continuar con el blog.

HONTORIAECONATURAL RAUL dijo...

yo soy Raúl de Red Comarca de Pinares. Este próximo domingo la vamos a recorrer.